3-razones-no-emprender

Estas son las 3 razones por la cual no emprendes.

Dar el primer paso es aterrador y paralizante.  Imagínate comenzar un proyecto que va a transformar tu vida completamente como lo es emprender, es espeluznante. 

Tenemos miedo a sentir miedo, porque como seres humanos lo que hacemos es huir al dolor, a lo desagradable y desconocido.  Y siendo honestas, emprender supone adentrarse en un territorio desconocido y en donde no tenemos el control.

Hemos satanizado el miedo hasta tal punto de colocarlo como una emoción negativa, en lugar de verlo como lo que es, simplemente una emoción.  Está bien sentir miedo, el miedo es una emoción que nos protege del peligro, lo que debemos de cuidar es no dejar que el miedo nos detenga.  Y eso es exactamente lo que hacemos cuando queremos emprender y nos quedamos solo con la idea, pensando sin comenzar.

 

Estas son las 3 razones más frecuentes que he visto por la cual no emprendemos:

Sientes que no estas lista.

¿Eres de las que se pasa la vida estudiando y preparándote?

¿Investigas hasta estar totalmente satisfecha y cuando miras el reloj te das cuenta de que perdiste la oportunidad?

¿Sientes que tienes que saberlo todo para poder comenzar?

Te voy a dar una noticia, nunca vas a estar lista.  Ninguna de nosotras estamos listas para vivir ninguna las experiencias que experimentamos.  No hay una escuela en donde nos enseñen la forma correcta para emprender.  En el mundo del emprendimiento hay muchos maestros, solo tu decides cuando estas lista para trabajar con ese maestro.

Si te quedas solo preparándote, jamás vas a salir de la línea de meta, y si no arrancas nunca vas a poder experimentar las experiencias que la vida tiene para ti.  Por eso es importante que decidamos y tomemos acción.  Si pasas toda la vida preparándote para emprender jamás vas a hacerlo.  Estudiar esta bien, pero el conocimiento sin acción no se aprovecha, se estanca. 

 

No tienes idea por donde comenzar o cual es la mejor opción.

Esta decidida, pero ¿Cuál es la ruta correcta?

¿Tienes miedo a dar un paso porque si no es el adecuado, tienes que volver a comenzar?

Necesitas tener resultados de inmediato y sientes que no tienes tiempo para experimentar.  Por eso necesitas que tu comienzo sea poderoso…. Y la lista de razones puede seguir.

¿Esperas a tener el plan perfecto para iniciar?

La mayor parte de tu tiempo lo inviertes en tu trabajo y tu familia, te quedan pocas horas al día para dedicar a tu emprendimiento y quieres hacerlo bien.  Quieres que cada segundo rinda.  Una parte tuya tiene miedo de que si emprendes va a tener menos tiempo para ti y las personas que amas.

Por eso le das mil vueltas a cuál debe ser el primer paso ideal para comenzar.  Por eso no tomas una decisión.

El plan perfecto no existe, lo que existen son experiencias que nos van a permitir tener mayor claridad cada día para poder ver bien como va tomando forma nuestro negocio.  Si no tomas acción no ganas experiencia, sin experiencia no ganas claridad y sin claridad no avanzar en tu emprendimiento.

Mi invitación:  da un paso cada día, aunque sea un paso pequeño, porque es este ritmo el que te va a acercar hacia el resultado que sueñas.

 

Dejas que el miedo controle tu vida y tus decisiones.

El miedo es una emoción que nos muestra que estamos en peligro, por esa razón nos paralizamos y no tomamos acción.    Es una respuesta humana que nos ha protegido por millones de años del peligro.

Emprender supone un cambio y nuestra mente lo interpreta como algo peligroso por lo cual prefiere ponerte en pausa en lugar de actuar.

Este es el gran desafío, mirar más allá del miedo.  Tenemos que aprender a ver qué es eso que no queremos que pase.  No queremos que nos vaya mal ni mucho menos perder.

¿Sabes el precio que pagas por mantenerte estática en el mismo lugar?

¿Sabes el precio que pagas por no darte la oportunidad de comenzar?

Por más optimista que trates de ver la vida, si eres honesta contigo te vas a dar cuenta de cuando te estas saboteando por miedo.  De cuantas veces dices que no vas a darte la oportunidad de comenzar porque no quieres perder tiempo, cuantas veces no tomas riesgo porque no quieres perder el dinero. 

De lo que no has tomado consciencia es que al no darte la oportunidad estas perdiéndote a ti misma, estas perdiendo la oportunidad de vivir una vida totalmente diferente y poder dejar una huella en tu familia.

 

¿Con cuál de estas 3 frases te identificas? O ¿Hay alguna otra razón que no te deje emprender?

Déjame tu comentario para saber con cual te identificas.

 

¿Quieres comenzar?  Déjame un mensaje en mi correo o redes sociales y te comparto mi guía con 5 pasos para comenzar tu emprendimiento.

Instagram

 

¿Quieres encontrar el emprendimiento ideal para ti?

La caja de talentos te puede ayudar, conoce más de ella aquí Mi Caja de Talentos – Primeros pasos para crearla

Posts Relacionados

Dejar un comentario